ECUADOR

Infecciones parasitarias internas

Las infecciones parasitarias son consideradas como uno de los principales problemas sanitarios que pueden afectar a los rumiantes que se alimentan de pasto. Las principales infecciones que se pueden producir en estos animales son como consecuencia de nematodos gastrointestinales y respiratorias, la Coccidiosis, y solo en rumiantes las infestaciones por fasciola hepáticas.

Expand All
  • Las infecciones parasitarias internas son producidas por:

    • Nematodos
    • Tenias
    • Duelas (trematodos y Paramphistomum)
    • Protozoos (coccidios)
  • Los síntomas pueden ser subclínicos (disminución de la producción de leche, baja ganancia de peso, alteración de la composición del canal, reducción de la tasa de concepción, entre otros) y clínicos (pelaje áspero, anemia, edema, diarrea) dependiendo del tipo de parásito, de la gravedad de la infestación, edad y grado de estrés del animal.

  • Los diagnósticos para detectar estas infecciones pueden ser:

    • Epidemiológicas.
    • Económicos (pérdida de productividad).
    • Anatomopatología macroscópica.
    • Análisis complementarios (Coprología: microscopía, recuento de huevos en heces; actividad del pepsinógeno para el diagnóstico de la ostertagiosis bovina).

     

  • La mejor forma de tratar estas infecciones en el rebaño es con un buen programa de desparasitación. La mayoría de los esquemas para eliminar los parásitos se dan después de la primera vacuna, ya que con ello el médico veterinario determinará qué tipo de programa implementar.

  • Para prevenir estas infecciones en el ganado es necesario implementar un programa de desparasitación y una adecuada rotación del pastoreo. Además de ellos se deben hacer exámenes Hpg. Periódicos antes de desparasitar, test de reducción de huevos para evaluar la resistencia a las drogas y el uso adecuado de los desparasitantes.

  • Las pérdidas económicas por no realizar un programa de desparasitación en los bovinos pueden ser grandes debido a que el ganado de menor edad, al no ser tratado a temprano edad, puede sufrir complicaciones en su crecimiento y peso, con lo que no se cumplirían los objetivos de venta en el caso de las unidades de explotación cárnica o en la concepción y parto de vaquilla de reposición.